Recetas de Cocina - La Mejores RECETAS de Comida Fácil!

Receta – Pierna de cordero asada con costra de hierbas

Estás a punto de aprender a preparar la receta – Pierna de cordero asada con costra de hierbas

Impresione a sus invitados con nuestra receta de pierna de cordero a la parrilla con costra de hierbas. Tierno, jugoso y lleno de sabores. ¡Mejora tu juego de parrilla ahora!

Cuando se trata de asar a la parrilla, no hay nada tan impresionante y delicioso como una pierna de cordero asada con costra de hierbas perfectamente cocida. Este suculento plato es espectacular y hará que tus invitados exclamen y exclamen ante los sabores divinos y la textura que se derrite en la boca.

Este plato combina cordero con una mezcla de hierbas aromáticas, lo que da como resultado un perfil de sabor complejo y armonioso. La corteza de hierbas realza mejor el sabor de la carne.

Ya sea que esté planeando una ocasión especial o simplemente quiera disfrutar de un capricho gourmet, lo guiaremos sobre cómo asar a la perfección una tentadora pierna de cordero asada con costra de hierbas que sorprenderá a su familia y amigos.

Nota: esta publicación puede contener enlaces de afiliados. Eso significa que si hace clic en un enlace y realiza una compra, es posible que recibamos una pequeña comisión. ¡Gracias!

Ingredientes que necesitarás

  • Pierna de cordero – Es necesario quitar el exceso de grasa de la pierna de cordero y hacer mariposas para que se cocine de manera más uniforme en la parrilla. Este mismo proceso seguimos para nuestra pierna de cordero a la parrilla con sriracha. Si quieres simplificar las cosas, puedes utilizar nuestro método de costra de hierbas para hacer chuletas de cordero a la parrilla.
  • Frote de especias de cordero – Usamos un aderezo de especias similar a este, pero cualquier marca de aderezo para cordero funcionará. Le sugerimos que elija uno que no se describa como picante.
  • Ajo – ¡Esta es una necesidad! El ajo realza el sabor del cordero.
  • Jugo de limon – Este jugo picante ilumina el sabor del cordero y combina bien con hierbas frescas.
  • Perejil – Esta hierba verde brillante tiene un sabor terroso y ligeramente picante.
  • Cilantro – Cilantro fresco es mejor descrito como alimonado y picante.
  • Mantequilla sin sal – Nos gusta usar mantequilla en lugar de aceite como grasa porque se adhiere mejor a la carne y nos permite cubrir bien toda la pieza de carne.

El corte perfecto: seleccionar una pierna de cordero impecable

Antes de profundizar en la corteza de hierbas, comencemos con la base de nuestro plato: la propia pierna de cordero. Para garantizar la máxima ternura y sabor, es fundamental seleccionar un corte de carne de alta calidad. Busque una pierna de cordero fresca, bien veteada y, preferiblemente, procedente de una carnicería local de buena reputación o de un mercado especializado.

A la hora de elegir una pierna de cordero, tienes la opción de elegirla con hueso o sin hueso. Si bien ambas opciones tienen sus ventajas, elegimos una pierna de cordero deshuesada para esta receta y luego la colocamos en forma de mariposa para permitir que se cocine de manera más uniforme en la parrilla.

El arte de hacer costra de hierbas: elevar los sabores

Seleccionar la combinación perfecta de hierbas

Cuando se trata de crear la corteza de hierbas ideal, las posibilidades son infinitas. Sin embargo, ciertas hierbas y especias combinan excepcionalmente bien con el cordero, realzando su riqueza natural y resaltando sus mejores cualidades. Considere utilizar las siguientes hierbas y especias:

  • Perejil: Querrás usar perejil italiano o de hoja plana. Es una hierba versátil que complementa perfectamente la pierna de cordero asada con costra de hierbas. Conocido por su textura crujiente y su sabor suave y ligeramente picante, el perejil agrega un toque delicioso a su plato de cordero.
  • Cilantro: El cilantro, también conocido como hojas de cilantro, es una hierba vibrante que agrega una explosión de sabor fresco y cítrico a su pierna de cordero asada con costra de hierbas.
  • Romero: Una hierba clásica que complementa maravillosamente el sabor del cordero, aportando una nota ligeramente a pino y aromática.
  • Tomillo: Con su sabor delicado y terroso, el tomillo agrega una capa de complejidad a la corteza de hierbas.
  • Menta: Conocida por su sabor refrescante y brillante, la menta aporta una explosión de frescura al cordero.
  • Ajo: Un alimento básico en muchos platos salados, el ajo aporta su sabor robusto y picante a la corteza de hierbas.

Nota: Recomendamos hierbas frescas para este plato, pero si no hay hierbas frescas disponibles, se pueden usar como sustituto hierbas secas como romero seco y tomillo.

Crear la corteza de hierbas

Para crear la corteza de hierbas perfecta, siga estos sencillos pasos:

  1. Seque la pierna de cordero con toallas de papel.
  2. En un tazón pequeño, combine las hierbas picadas, el ajo picado, la salsa de cordero, la sal, la pimienta y la mantequilla blanda. Mezclar bien hasta que los ingredientes se incorporen uniformemente.
  3. Frote la mezcla de hierbas por toda la superficie del cordero, asegurando una capa uniforme.
  4. Deje que el cordero repose a temperatura ambiente durante 30 minutos, permitiendo que los sabores se mezclen.

Cómo asar pierna de cordero

Paso 1: precalienta la parrilla. Caliente la parrilla a 400 grados F.

Paso 2: agregue la corteza de hierbas. Cubra el cordero con la costra de hierbas (ver arriba).

Paso 3: cocina el cordero. Coloque la pierna de cordero con costra de hierbas en la parrilla y dore durante 5 minutos por cada lado.

Cierre la tapa de la parrilla y cocine durante 30 a 40 minutos o hasta que el cordero alcance una temperatura interna de 145 grados F.

Paso 4 – Descansa. Retirar de la parrilla y dejar reposar durante 10 minutos.

Paso 5: corta y sirve. Corte la pierna de cordero a contrapelo en rodajas finas, asegurándose de que cada pieza muestre el suculento centro rosado.

¡Esta receta es la que nos convenció de lo delicioso que puede ser el cordero a la parrilla! Una vez que se haya convertido, pruebe nuestra pierna de cordero con sriracha, chuletas de cordero asadas al Tandoori o nuestras hamburguesas griegas hechas con hamburguesas de cordero.

¿A qué temperatura se debe cocinar el cordero a la parrilla?

La temperatura interna recomendada para cocinar la pierna de cordero depende del nivel de cocción deseado. Estas son las pautas generales para el cordero:

  1. Medianamente raro: Cocine el cordero a una temperatura interna de 145°F (63°C). A esta temperatura, la carne estará rosada y jugosa, con el centro ligeramente cocido.
  2. Medio: Cocine el cordero a una temperatura interna de 160°F (71°C). Esto dará como resultado un centro más cocido y un poco menos rosado, sin dejar de conservar la jugosidad.
  3. Bien hecho: Cocine el cordero a una temperatura interna de 170°F (77°C) o más. Esto dará como resultado una carne completamente cocida y sin color rosado. Sin embargo, tenga en cuenta que el cordero se disfruta mejor cuando no se cocina más allá del punto medio para evitar que se seque.

Para garantizar lecturas precisas de la temperatura, se recomienda utilizar un termómetro para carne insertado en la parte más gruesa del cordero, lejos de los huesos. De esta manera, puede lograr el nivel de cocción que prefiera y al mismo tiempo asegurarse de que la carne sea segura para comer.

Recuerde dejar reposar el cordero unos minutos después de cocinarlo para permitir que los jugos se redistribuyan antes de cortarlo y servirlo.

Preguntas frecuentes

¿Puedo utilizar un corte de cordero diferente para esta receta?

Si bien una pierna de cordero es tradicional para este plato, también puedes experimentar con otros cortes como la paleta de cordero o el lomo de cordero. Solo tenga en cuenta que los tiempos de cocción pueden variar.

¿Puedo usar hierbas secas en lugar de frescas para la marinada y la corteza de hierbas?

Sí, las hierbas secas se pueden utilizar como sustituto si no hay hierbas frescas disponibles. Sin embargo, tenga en cuenta que el sabor puede ser ligeramente diferente.

¿Puedo preparar la corteza de hierbas con antelación?

Si bien es mejor aplicar la corteza de hierbas justo antes de asar, puedes preparar la mezcla de hierbas con anticipación y guardarla en el refrigerador. Asegúrese de llevarlo a temperatura ambiente antes de aplicarlo al cordero para que sea más fácil obtener una capa uniforme.

Cómo almacenarlo

El almacenamiento adecuado es esencial para mantener la frescura y la calidad de su pierna de cordero asada con costra de hierbas. A continuación se ofrecen algunas pautas sobre cómo almacenarlo de forma eficaz:

  1. Enfriamiento y descanso: Después de asar el cordero, déjelo enfriar durante un breve período a temperatura ambiente. Esto ayuda a que los jugos se redistribuyan dentro de la carne y realza su sabor. Es importante dejar reposar el cordero durante unos 15 a 20 minutos antes de guardarlo para que conserve su jugosidad.
  2. Refrigeración: Una vez que el cordero se haya enfriado y reposado, transfiéralo a un recipiente hermético o envuélvalo bien en papel de aluminio o film transparente. Coloque el cordero envuelto o tapado en el frigorífico inmediatamente. La refrigeración adecuada es crucial para prevenir el crecimiento bacteriano y mantener la seguridad alimentaria.
  3. Tiempo de almacenamiento: La pierna de cordero asada con costra de hierbas se puede almacenar de forma segura en el refrigerador hasta por 3 o 4 días. Más allá de ese plazo, la calidad y el sabor pueden deteriorarse. Lo mejor es consumir las sobras dentro de este periodo para disfrutarlas al máximo.
  4. Etiquetado y citas: Para llevar un control del tiempo de almacenamiento, etiquetar el envase o envoltorio con la fecha de preparación. Esto le ayudará a identificar fácilmente cuándo se cocinó el cordero y a determinar su frescura.
  5. Congelación: Si tiene una mayor cantidad de sobras de pierna de cordero asada con costra de hierbas o desea almacenarla por un período prolongado, congelar es una opción. Envuelva bien el cordero en una envoltura apta para el congelador o colóquelo en bolsas para congelar, asegurándose de exprimir todo el aire. El cordero congelado se puede almacenar hasta 2-3 meses sin una pérdida significativa de calidad.
  6. Descongelar cordero congelado: Cuando esté listo para usar el cordero congelado, lo mejor es descongelarlo en el refrigerador durante la noche. Este lento proceso de descongelación ayuda a mantener la textura y calidad de la carne. Alternativamente, puedes descongelar el cordero en una bolsa de plástico sellada sumergida en agua fría, cambiando el agua cada 30 minutos hasta que esté completamente descongelado.

¿Busca recetas más fáciles para asar a la parrilla?

¿Te gusta esta receta? Asegúrate de seguirnos en Instagram y Pinterest para obtener más recetas como esta.

Pierna de cordero asada con costra de hierbas

¡Esta sencilla pierna de cordero asada con costra de hierbas está cubierta de hierbas frescas y llena de sabor!

  • 2.5 libras de pierna de cordero deshuesada, cortada en forma de mariposa y recortada
  • 1 cucharada de adobo de especias para cordero
  • 4 dientes de ajo, picados
  • 2 cucharadas de jugo de limón
  • ½ taza de perejil finamente picado
  • ¼ de taza de cilantro finamente picado
  • 6 cucharadas de mantequilla sin sal, ablandada
  • Caliente la parrilla a 400 grados F.

  • Seque el cordero con una toalla de papel.

  • Combine la mantequilla, la mezcla de especias, el ajo, el jugo de limón, el perejil y el cilantro en un tazón y mezcle bien.

  • Cubra la pierna de cordero en mariposa con la mantequilla de hierbas.

  • Coloque la pierna de cordero en la parrilla y dore durante 5 minutos por cada lado.

  • Cierre la tapa de la parrilla y cocine durante 30 a 40 minutos o hasta que el cordero alcance una temperatura interna de 145 grados F.

  • Retirar de la parrilla y dejar reposar durante 10 minutos.

  • Corte la pierna de cordero a contrapelo en rodajas finas, asegurándose de que cada pieza muestre el suculento centro rosado.

Porción: 4 oz, Calorías: 273 kcal, Carbohidratos: 1 g, Proteínas: 70 g, Grasas: 21 g, Grasas saturadas: 11 g, Grasas poliinsaturadas: 1 g, Grasas monoinsaturadas: 2 g, Colesterol: 100 mg, Sodio: 3 mg, Potasio: 29 mg, Vitamina A: 500 UI, Vitamina C: 7,4 mg, Calcio: 20 mg, Hierro: 2,5 mg

Descargo de responsabilidad nutricional: no somos nutricionistas certificados. Los datos nutricionales son una estimación y se proporcionan como cortesía. Son generados por una API en línea que reconoce los nombres y cantidades de los ingredientes y realiza cálculos basados ​​en el tamaño de la porción. Los resultados pueden variar.

Categorías